La familia cumple un rol fundamental en el desarrollo de sus integrantes. Para todos nosotros representa el primer espacio en donde aprendemos a desenvolvernos como individuos que integran una sociedad. Es mediante la interacción con nuestros padres y hermanos que formamos nuestro carácter y valores.

Para las personas con discapacidad estas primeras experiencias son relevantes, ya que, influyen significativamente en su participación activa como miembros de una comunidad.

Por ello, en este Psicomiércoles conoceremos sobre la importancia de la familia en las personas con discapacidad, y cómo desde nuestro hogar podemos promover estos aprendizajes positivos:

1. La familia como precursora de la diversidad e inclusión

Si hay un lugar en donde palpamos de cerca la diversidad, es en la familia. Al convivir con nuestras diferencias, sean físicas, cognitivas o de gustos, aprendemos a aceptarnos los unos a los otros, a ser flexibles y tolerantes.

De esta manera, la familia juega un rol importante en la discapacidad, enseñando que la diversidad e inclusión son pilares en nuestra sociedad.

2. Desarrolla nuestra autoestima

La familia tiene un profundo impacto en el desarrollo de la autoestima. Si un niño siente que sus padres no confían en él, posiblemente imagine que no vale lo suficiente y estos pensamientos dificultarán un desarrollo saludable. Ante ello, recomendamos aplicar algunas estrategias:

  • Entender y hablar de discapacidad frecuentemente en familia.
  • Dar pase a la auto aceptación, reconociendo habilidades y debilidades de todos los miembros.
  • Evitar los “no puedes”, “mejor yo lo hago” o “nunca lo lograrás” y cambiarlos por “inténtalo una vez más”, “no te rindas “o “tú si puedes”. Así la persona incorporará estas palabras como suyas y trabajará siempre por lo que desea.

3. La mejor escuela es el hogar

La importancia de la familia en las personas con discapacidad se ve acentuada en la educación recibida en valores, actitudes y comportamientos. Es en familia donde aprendemos a comunicarnos y tomar decisiones, mediante la búsqueda de autonomía de los integrantes, evitando la sobreprotección y reforzando los intereses de cada uno.

4. Proporciona seguridad

Nuestra familia nos proporciona seguridad, tanto física como psicológica, para enfrentar situaciones externas e internas. Si nos sentimos capaces de expresar con respeto nuestras dificultades, o hablar sin tabúes de discapacidad en casa, creamos un ambiente emocionalmente positivo, en el cual podemos expresar con seguridad nuestras ideas y emociones frente a los demás.

5. Brinda amor y nutrición afectiva

Las relaciones forman parte de la importancia de la familia en las personas con discapacidad. Al ser positivas generan felicidad y éxito entre sus miembros. El amor y el sentido de pertenencia nos hace sentir queridos, lo cual es necesario para lograr nuestra auto-realización.

 

En Pixed, reconocemos la importancia de la familia en las personas con discapacidad, involucrando al usuario y su familia en nuestro acompañamiento psicológico, durante la fabricación y post entrega del dispositivo. De esta manera se propicia, junto a la llegada de una herramienta inclusiva, una sana relación familiar en base amor, respeto y educación. Logrando así el bienestar integral en todos los integrantes.


Si juntos reconocemos la importancia de la familia en las personas con discapacidad, nos hará ser más conscientes y comprometernos a trabajar por una sociedad más inclusiva desde nuestros hogares. Recuerda, ¡JUNTOS SOMOS MÁS!

Ps. Maricielo Silva Mendoza